Como ya nos habrá dejado saber el brillante sol de la tarde, el calor del verano está cada vez más presente. Si nos has seguido en nuestro martes de consejos en Facebook ya sabes que es el golpe de calor.

Si no, déjame hacer un resumen rápido: cuando tú tienes calor, tu cuerpo completo empieza a sudar para regular la temperatura y evitar daños irreversibles a tu cuerpo. El Firulais, en cambio, sólo tiene sus patitas y la lengua. Regular su temperatura no es sencillo, por lo que un calor excesivo podría causar severos daños a su organismo o incluso la muerte.

Así que, ya que es mejor estar preparados ante cualquier situación, te traigo esta nota para que puedas identificar y sepas qué hacer si tu amado Firulais tiene un golpe de calor.

¿Quienes tienen mayor riesgo?

Ningún perro está exento de sufrir un golpe de calor si no eres los suficiente precavido. Sin embargo, los perritos que tienen más riesgo son:

• Los que no tienen acceso al agua para hidratarse
• Los que tienen sobrepeso
• Los que tienen hocico corto o chato
• Los de edad avanzada
• Los que tienen problemas cardíacos o respiratorios
• Los que han sufrido un golpe de calor con anterioridad

Los perros chatos son de los que mas riego tienen de sufrir un golpe de calor

Síntomas

Los síntomas a los que debes poner atención de menor a mayor gravedad son los siguientes:
• Expresión ansiosa y mirada fija
• Jadeo excesivo o respiración entrecortada
• Respiración con la boca abierta
• Negarse a caminar
• Salivación en exceso
• Encías rojo brillante
•Tambaleo al caminar
• Calambres y/o convulsiones
• Vómitos
• Desmayo que puede llegar a coma en los casos más grave

¿Qué hacer?

Lo primero es bajar la temperatura así que si tu perrito ya se ha negado a caminar o su respiración se nota dificultosa, busca una sombra rápidamente, ofrecele agua fresca y espera a que su respiración vuelva a la normalidad.

También lo puedes refrescar si te encuentras cerca de alguna fuente de agua como un chorro cercano, un río o fuente, incluso con un poco de agua de la botellita que cargas si no tienes de otra.
Pero ten cuidado, hazlo por partes y poco a poco, humedece primero sus patitas, luego la cabecita y el cuello. Una vez se empiece a normalizar su respiración puede tomar un baño, de lo contrario recibirá un choque de temperaturas que puede empeorar la situación causándole otro tipo de daños.

El agua es fundamental para ayudar a tu mascota a mantenerse fresca e hidratada

Si los síntomas de tu peludo son más graves o no tienes una sombra cerca o lugares con agua, trata de mantenerlo fresco humedeciendo una camisa o pañuelo con el agua que llevas y lo pones como paño húmedo en el cuello y cabeza. Y no dudes de acudir inmediatamente a un veterinario.

Si tu peludito enfrenta un golpe de calor, actuar rápido y correctamente puede salvarle la vida.

Además, ya que estamos en época de calor, recuerda que hay opciones para combatir el calor, como unos bocadillos saludables para refrescar al Firulais, tal como lo discutimos en esta nota

¿Te gustó este consejo? compártelo.

Contenido útil? Compartí

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *